Imperante la diferencia entre la violencia de género y la trata humana

0

Por Myrna Liz Rodríguez Marrero

estudiantesLa Universidad de Puerto Rico Recinto de Río Piedras (UPRRP) y la Fundación Ricky Martín presentaron en la Escuela de Derecho la tercera investigación sobre la trata humana bajo el título “Violencia: Género y Trata” que se enfocó en mirar cómo las víctimas de violencia de género pudieron experimentar en algún momento la trata.

La investigación fue realizada por el Sociólogo César Rey Hernández, la Dra. Luisa Hernández Angueira y un equipo de universitarios del primer centro docente. En esta se revisó un total de 203 expedientes de mujeres que solicitaron los servicios en cinco centros de la Procuradora de la Mujer, ubicados en San Juan, Arecibo, Utuado, Aibonito y Cayey. Los años de los expedientes comprenden desde el 2012 al 2015.

Los tipos de maltrato a los que fueron sometidas estas mujeres incluían físico, emocional, sexual, restricción de la libertad, amenaza, violación a la orden de protección, maltrato durante el embarazo y acecho.

“Las mujeres desgraciadamente víctimas o sobrevivientes de este fenómeno no tienen conciencia de que esto les ha ocurrido a ellas. De hecho, no existe en ningún momento una conciencia de verse afectadas tan maltratadas, en algunas ocasiones, en otras ocasiones se sienten hasta merecedoras de ese castigo y eso es terrible”, expresó el Sociólogo.

Según la información examinada en los documentos se encontró que las edades de las sobrevivientes de violencia de género fluctuaban entre 15 y 70 años. La mayoría de las mujeres eran puertorriqueñas aunque se hallaron casos de mujeres de otras nacionalidades procedentes de países caribeños y Latinoamérica.

El estudio afirma que un 88 (43 por ciento) de los expedientes indicaron que las víctimas eran amas de casa, desempleadas y recibían asistencia social como la provista por el PAN y la pensión alimenticia. Otra información importante que se destaca es la cantidad de hijos que tenían las mujeres: 64 (31 por ciento) de los expedientes indicaba que tenían dos hijos, 51 (25 por ciento que tenían un hijo y 40 (20 por ciento) que tenían tres hijos.

Por otra parte, el profesor advirtió que falta “adiestramiento para llegar a un nivel más profundo en la entrevista y de identificar estilos de trata y tráfico. Como por ejemplo, ¿Cómo llegaron estas mujeres extranjeras al país?”, sostuvo.

Además, muchos de los casos que se suscitan son catalogados como violencia de género y no como trata humana. Rey Hernández pretende aportar unos protocolos de intervención y una toma de conciencia sobre este tema, “esto no es Tailandia, esto no es Filipinas, esto no es lo exótico del Pacífico, esto es el Centro de la isla”, advirtió.

Entre las recomendaciones que realiza el estudio está incorporar la trata humana como delito o maltrato en la hoja de entrevista, proponer que se incluya en la Ley 54, que se atienda con mayor atención a las mujeres que trabajan como empleadas domésticas, principalmente las migrantes dominicanas.

En el evento dijeron presente la Directora Ejecutiva de la Fundación Ricky Martín, Bibiana Ferraiuoli y la presentación estuvo moderada por la periodista Zugey Lamela.

Share.