Experto en neurobiología alerta sobre la adicción del alcohol en los jóvenes

0

Por: Tania G. Díaz Camacho

Los jóvenes de 14 años o menos que hayan consumido alcohol son siete veces más propensos a desarrollar dependencia y abuso de esta sustancia. Así lo reveló un estudio presentado por el Dr. George F. Koob, director de la National Institute of Alcohol Abuse and Alcoholism (NIAAA), en el Recinto de Río Piedras de la UPR.

Datos de la organización demostraron que cada año cerca de 97 mil estudiantes estadounidenses, entre las edades de 18 a 24 años, son víctimas de violación por causa del abuso de alcohol.

También se destaca que entre 1999 a 2008 se ha incrementado en un 67 por ciento las hospitalizaciones por sobredosis de alcohol en esta misma población. En 2012, se registraron 10,322 muertes en las carreteras causadas por guiar bajo los efectos del alcohol. Esta cifra representa un 31 por ciento de todas las muertes relacionadas a accidentes de tránsito.

“El costo de todas las adicciones, como alcohol y otras drogas, incluyendo el tabaco, le cuesta aproximadamente medio billón de dólares a Estados Unidos“, indicó Koob.

En una conferencia magistral auspiciada por el Departamento de Biología de la Facultad de Ciencias Naturales del Recinto de Río Piedras de la UPR, el neurocientífico de reconocimiento internacional destacó la importancia de que se hagan más estudios para descubrir tratamientos innovadores contra la adicción al alcohol.

El investigador trajo a colación los esfuerzos que realiza la Neurobiology of Adolescent Drinking in Adulthood (NADIA) para analizar los efectos del abuso de alcohol en los jóvenes. De manera preliminar la organización, compuesta por catedráticos de neurobiología, intenta probar la hipótesis de que el abuso de alcohol en los adolescentes interrumpe el desarrollo cerebral, alterando la neurobiologìa y el comportamiento del cerebro cuando llegan a la adultez.

“No estoy en contra de beber, estoy en contra de la sobredosis”, sostuvo el investigador.

Koob adelantó que una de las iniciativas de investigación que desea impulsar próximamente será el estudio, por espacio de 10 años, del desarrollo neurológico de los adolescentes y los problemas mentales que puedan tener en la adultez, además de la combinación del efecto del uso de varias drogas, incluyendo el alcohol.

El consumo de alcohol va atado a la estimulación de la dopamina en el cuerpo, que crea hábitos produce endorfinas, que provocan una sensación de bienestar. .“Las drogas toman el control, ellas se apropian de tu cerebro”, enfatizó el neurobiólogo.

Para conocer sobre los hábitos de consumo de alcohol, y ver de qué manera afectan la salud, puedes ingresar a la página web de la NIAA bajo el título Rethinking Drinking: http://rethinkingdrinking.niaaa.nih.gov

Share.